7 pasos para detectar la dislexia

La dislexia es un trastorno específico del aprendizaje de la lectura, de origen neurobiológico, crónico y con un componente hereditario significativo. Es decir, perdura durante toda la vida, si bien es en la etapa escolar donde el impacto es mayor. Estudios en lengua inglesa estiman su prevalencia aproximadamente en un 10% de la población. Si bien en los años 80 se establecían diferentes tipos de dislexia, las investigaciones actuales reafirman y concluyen que el origen es una afectación del procesamiento fonológico, es decir, el niño tiene muchas dificultades en asociar el sonido con la letra que le corresponde, desencadenando errores al leer y al escribir. Los primeros síntomas se detectan ya en etapa infantil, si bien se diagnostica una vez finalizado 2º de primaria. Ello no significa, que debamos esperar para intervenir hasta tener un diagnóstico, sino que la intervención debe ser lo más pronta posible, una vez detectadas las dificultades en conciencia fonológica.

La detección precoz, por tanto, es esencial tanto para la reducción de la gravedad del trastorno como para evitar las consecuencias emocionales que comporta tener una dificultad de aprendizaje en un área que es tan esencial a nivel académico. Así mismo, el desconocimiento de lo que les pasa como niños, afecta directamente su autoestima y deteriora su estado anímico de forma progresiva, interfiere en la interacción con otros niños y su sensación de incapacidad es mayor cuanto más tardemos en detectarlo. No hay persona con dislexia que no haya pensado que la causade su problema de aprendizaje era su baja inteligencia, creencia totalmente errónea pero que les determina su relación con el mundo. Detrás de muchos fracasos escolares y vitales podemos encontrar un trastorno de aprendizaje no detectado.

Ante esta necesidad de respuesta inmediata a las necesidades de un niño con dislexia nos preguntamos ¿cómo la podemos detectar? Aquí se exponen 7 indicadores que nos pueden hacer sospechar que nuestro hijo/alumno presenta este tipo de dificultad:

1. Buena capacidad intelectual

El primer indicador es que el niño muestra un desarrollo normal y una inteligencia propia de su edad, pero que tiene una dificultad muy importante para aprender a leer y a escribir, en contraposición a otros aprendizajes generales y vitales, que ha integrado sin dificultad. Nos extraña que le cueste tanto este aprendizaje y que manifieste tanto malestar a la hora de enfrentarse a las letras y los textos.

2. Dificultades en el área de lectura

El primer signo lo encontramos en etapa infantil, cuando el niño empieza a jugar con los sonidos, las sílabas y las palabras (a través de rimas, ritmos, desglose en sílabas por ejemplo, todo a nivel oral) y luego a asociar esos sonidos con las letras que le corresponden, integrando ya la grafía. Esta dificultad en la conciencia fonológica desencadena en el desarrollo del aprendizaje de la lectura múltiples errores como omisiones de letra (no lectura), sustituciones de letra (cambio) adiciones (añadir letras), Inversiones (leer /al/ en vez de /la/), rotaciones (leer /b/ en vez de /d/). La lectura no es fluida, muchas veces silábica (en edad no inicial), es vacilante, con repeticiones, la velocidad es baja y tiene dificultades para comprender lo que ha leído.

3. Dificultades en el área de escritura

Esta dificultad en la conciencia fonológica también desencadena errores en la escritura. Omite, sustituye, hace adiciones, invierte rota, une y fragmenta palabras, etc. También tiene mucha dificultad para integrar la norma ortográfica y suele cometer errores de cambios de consonantes que suenan igual (/g/, /j/, /y/, /ll/, etc.), omite los acentos y los signos de puntuación, así como las mayúsculas. Le cuesta expresar sus ideas por escrito, negocia las líneas que tiene que tener un texto, y suelen tener tendencia a enumerar ideas con una pobre sintaxis. La letra a veces puede estar afectada, sobre todo en el trazo ligado que precisa más dominio de coordinación que la letra mayúscula.

4. Pensamiento con predominio visual

Un niño con dislexia suele tener un pensamiento de claro predominio visual por encima del lingüístico, integrando mucho mejor la información a través de las imágenes que a través de las palabras. Aprende de forma más satisfactoria con estrategias y técnicas de estudio que reduzcan el contenido verbal y se apoyen en lo visual, tales como mapas mentales, mapas conceptuales, esquemas, fichas. Tienen dificultades para hacer resúmenes y sintetizar ideas, discerniendo lo principal de lo secundario.

5. Dificultades en funciones ejecutivas

Además de las dificultades lectoras y escritoras un niño con dislexia suele tener dificultades de acceso al léxico (encontrar palabras por ejemplo que empiecen por una letra determinada) o presenta un vocabulario más bajo de lo esperable, dificultades en la secuenciación (por ejemplo, aprender tablas de multiplicar, días de la semana, horas del reloj), en la planificación y organización de tareas y suelen ser desordenados. Tienen muy buena memoria a largo plazo, pero baja memoria de trabajo, pudiendo presentar olvidos de información fácilmente. Pueden tener baja flexibilidad y dificultades para adaptarse a los cambios.

6. Dificultades de lenguaje y/o motrices y/o atencionales

Dado que la dislexia es un trastorno de neurodesarrollo con bases cognitivas compartidas con otros, podrían presentar asociada a esta dificultad problemas de lenguaje oral importantes (tanto expresivos como comprensivos, que nos harían sospechar de la presencia de un trastorno del lenguaje primario), dificultades en motricidad fina y gruesa y en la coordinación de movimientos y equilibrio (dispraxia) y/o problemas atencionales significativos que van más allá al simple hecho de enfrentarse a material escrito, con facilidad para distraerse, dificultades para seguir órdenes complejas, para mantener la atención sostenida en un periodo de tiempo, malestar ante el esfuerzo mental o en la atención a detalles y la concentración (déficit atencional).

7. Afectación emocional y/o comportamental

Cualquier niño con dislexia, presenta afectación emocional secundaria al estrés vivencial que supone enfrentarse de forma continuada con tareas donde se pone en evidencia su problema de aprendizaje. El desconocimiento de los que les pasa, hace que lo achaquen a la inteligencia, se sienten inferiores a los iguales, mermando autoestima y generando problemas emocionales como ansiedad, depresión, trastornos de conducta, problemas alimentarios y de sueño, somatizaciones (malestar físico fruto de la tensión psíquica), etc. Suele estar irritable, fácilmente pierde el control o llora, se repliega en sí mismo o dejan de comunicarse y cuando lo hace frecuentemente explota. Para evitar esta angustia pueden mostrar mecanismos de evitación, como no querer hacer las tareas, esconder información e incluso mentir ante notas y deberes, para salvaguardar su estado emocional y no confirmar su sospecha “soy tonto”. 

Por tanto, si tienes cerca un niño que presente un importante número de síntomas, informa a la escuela y busca un especialista en neurodesarrollo que descarte o diagnostique la dislexia. Es esencial la detección precoz para la compensación de su aprendizaje y para evitar secuelas emocionales que, en muchos casos, acaban perdurando y afectando hasta la edad adulta.

Helena Alvarado es psicóloga, pedagoga terapeuta y logopeda habilitada y profesora de dificultades específicas de aprendizaje en la Universidad de las Islas Baleares.  

¿Quieres saber más? Estos cursos te podrían interesar:

195,00

Reconocido con 60h de formación permanente del profesorado por el Departament d'Educació de la Generalitat de Catalunya | Una formación creada por el Hospital de Sant Joan de Déu y UTAE: Unidad de Trastorno de Aprendizaje Escolar de Sant Joan de Déu. Fecha de inicio: 1 de enero | Fecha finalización: 30 de junio.

195,00

Una formación creada por el Hospital de Sant Joan de Déu y UTAE: Unidad de Trastornos de Aprendizaje Escolar de Sant Joan de Déu. Reconocida con 60h de formación permanente del profesorado por el Departament d'Educació de la Generalitat de Catalunya. Consulta aquí los requisitos para obtener el reconocimiento. Curso 100% online Tutoría personalizada: realiza todas las consultas que quieras! Fecha de inicio: 15 de diciembre | Fecha de finalización: 15 de junio

27 comentarios de “7 pasos para detectar la dislexia

  1. isaac medina dice:

    Paula muy buena información existen una buena cantidad de niños con dislexia sin diagnosticar y otros dando señales y signos . Todos debemos tener conocimientos de estos 7 pasos para poder hacer hacer un buen diagnóstico atendiendo las causas y no los síntomas

  2. Maria dice:

    Mi hija lo tiene y la suerte que se lo detctaron pronto en el colegio aunque yo ya me daba cuenta que algo no iba bien se puso remedio y ella con sus truquillos y su cosas lo lleva bien y con su trabajo ningun problema y es secretaria de dirección en una enpresa Gracias a Dios yiene solución!!!!

  3. Alexandra dice:

    A mi me dijeron k tenia dislexia cuando ya habia cumplido los 13…… Mi logopeda años despues m confeso k el dia k se entero de mi caso se paso la noche llorando, ya que se hacia cargo x todo lo que habia pasado. Hoy en dia, estoy orgullosa x toda la ayuda que m dieron mis padres y sobre todo xk Begoña mi logopeda ME SALBO LA VIDA

  4. Cristina dice:

    Yo soy dislexica me pillaron a tiempo con 7 años tengo tres hijos el mayor de 15 tiene el pack completo hiperactividad,déficit de atención y dislexica lo cogieron con 7 años, el mediano 12 dislexico pero niño que se esfuerza, lo hacen repetir sexto por tener muchas faltas de ortografía la pedagoga dijo que era un castigo para el niño pues se esforzaba no daba pero los profesores no lo quieren ver,la niña 10 años dislexica no le gusta leer nada le da vergüenza pues en clase se ríen de ella y por encima es muy vaga.

  5. Lucía dice:

    Muy buena la info. Hace un tiempo me entere y me informe , creo que mi niño de 6 año Está pasando por esto la dislexia. Quiero saber si en argentina Tucumán al norte de argentina hay donde ir y poder charlar. Ami nene en su colegio lo tratan como que no sabe nada y lo aislan del resto. Con 6 años le cuesta , aun no puede armar las palabras para poder leer, tiene muchas de las carateristicas. Necesito ayuda ! No se como manejarme. Muchas gracias

    • Anónimo dice:

      Llevalo a un neurologo que le va a indicar a la psicopedagoga el tratamiento a seguir, deben elevar el informe a la escuela para avalar que sus evaluaciones sean de acuerdo a lo que la psicopedagoga indique. el puede aprender pero tiene una manera diferente. hay mucha informacion en internet. ayudalo antes que le bajen la autoestima en la misma escuela…

    • Anónimo dice:

      Cuanto antes empieces a trabajar con el mejor, mi hijo se lo detectaron con cinco años para seis, y ahora con once años va genial y no tiene ningún problema. Fundamental el trabajo desde los seis a los nueve años

  6. Angela dice:

    Mi hijo tiene un Trastoro de lectura severo y lastimosamente a su profesora nunca le importo y lo hizo sentir como un incapaz y un Tonto. Mi hijo esta en um colegio privado con clases de 12 niños y estamos muy felices, el esta muy motivado por sus profesores y esta muy feliz.

  7. Vanesa taboas dice:

    Muy buena la imformacion ..mi hijo de 9 años tiene dislexia con deficit de atencion ..llevamos desde los 6 años observando todas esas cosas en el en el colegio no lo vieron..por si le ayuda a alguien me lo detecto primero un medico neurologo..pero aun no estaban muy de acuerdo en el colegio y lo lleve a una consulta al centro BATA….donde me dieron un imforme largo…a todos los padres y madres mucha paciencia no nos queda otra…adaptarnos nosotros para que nuestros hijos lo lleven y vivan de la mejor manera posible .un saludo

  8. Maria Fernanda dice:

    Yo nunca supe que era disléxica me lo diagnosticaron hace 2 años y ahora con mis 21 años me dado cuenta que lo que pasaba de pequeña, el hecho de no poder escribir bien ni leer bien, comerme las letras mientras escribía, la constante voz de mis profesores repitiéndome que escribiera bien y leyera bien me volvía loca.
    Hasta que un día por mí misma investigue sobre ello y salió la palabra ‘dislexia’ leí los síntomas que tenía un niño disléxico era todo lo que yo había sufrido de pequeña, al enterarme que tenía dislexia fue como un rayo de luz que me ilumino mi vida. Lo que me pasaba tenía un nombre y no era la única que sufría con este trastorno.
    Comente el descubrimiento a mis profesores y me respondieron que ellos lo sabía desde yo estaba en 3r ESO que era disléxica y que eso se notaba en mis exámenes, fue tanta mi indignación me fui hablar con mi tutora para arreglaran aquello ya que en 2nd Bachillerato el nivel era más alto en comparación que la ESO, lo único que conseguí fue un poco más de tiempo en los exámenes, pero eso no repara el hecho de haberme ocultado que era disléxica por años, con esa información me hubiera ahorrado todo el sufrimiento que pase en la secundaria.
    Actualmente soy estudiante UAB, mi única motivación es poder sacarme esta carrera con la disléxica y demostrar al mundo que podemos llegar a lo más alto con este trastorno. Y no desmotivarse porque la querida dislexia siempre estará con nosotros, lo único que podemos hacer convivir con ello y mejorar cada día mas y demostrar al mundo que podemos llegar ser.

  9. Anónimo dice:

    Hola yo tengo mi hija con dislexia tiene diez año recién ahora se lo detectaron pero no se donde pueden seguir ayudandome ya que la maestra quien se lo detecto es una maestra por jubilarse las otras nuca se tomaron el tiempo para enteder lo que le pasaba a mi hija me podrian decir si en Mendoza argentina hay quien me pueda ayudar

  10. Eliana Sofia Paredes dice:

    Y las mamas que tenemos hijos con una de estas dificultades en nuestros hijos tenemos que luchar para el mejor futuro de nuestros hijos y mas con docentes que en ves de ayudarlos les causan mas frustaciones lo pase este año con mi nena pero gracias a dios logro pasar de año y mas con el apoyo incondicional de la familia.

    • Ad_integratek dice:

      Hola,

      Dependerá del contexto de los alumnos y de la escuela. También del grado de dificultad que presenten los niños/niñas. Cuando tengas claros todos estos puntos podrás definir tus objetivos y preparar bien tus propuestas didácticas/contenidos.

  11. Martin dice:

    Holà,
    vivo Francia tengo 49 ans hace un año me detectado dyslexia.
    Desde pequeña he sentido, que Habia algo pero nadie han detectado. Como digo Desde siempre aprende a mi manera poco a poco.
    Lo peor que siempre me han dicho «no entiendes»
    eso es un traumatismo para mi.
    Cuando no se entiende deben a buscar otra manera de expresa. Sinon nos cerramos nos bloqueamos.
    Professores por favor ayudan a los aluamnos no son tontas o contrario tenemos un potenciel alto.

  12. Isidro dice:

    Hola tengo 53 Años y ahora por fin se que me pasaba en esta cabecita, tube un niñez muy dificil de muchos palos y siempre me pregunte porque, ahora le pongo respuestas a muchas de mis preguntas, tengo casi todos los sintomas que se describen aquí, solo hay un par de ellos que no, yo solo he aprendido siempre viendo hacer las cosa, solo me basta ver hacerlo una sola vez para no olvidarlo mas, pero en el tema lectura no, mi cabeza en el segundo renglon, despues de haberme concentrado mucho, lo cual me da mareos, mi cabeza se va a otras cosa, sobre todo a imaginar como funciona las cosas. Soy supercurioso desde niño y hoy he tenido la suerte de haber aprendido hacer muchisimas cosas. Hace 8 años quede parado de mi profesion en la constricción, llegue a ser encargado de obra. En estos ultimos años he estado estudiando para reciclarme, he estudiado casi todo por mi cuenta, este mundo de las nuevas tecnologias, Me saque el titulo de tecnico informatico con notas de 9´5, porque eran en forma de tes, porque sino, como cuando era pequeño, que lo savia pero no salia y el examenen al final era un 0 con lo que collevaba eso despues, insultos, palos etc.
    La forma en la que he podido estudiar estos años ha sido visualmente, tengo una facilidad enormen, en que todo lo que veo hacer una vez la aprendo rapido, luego necesito apoyo, se me olvida muchas de las cosas.
    Gracias por la informacion y un saludo

  13. amferga dice:

    Hola, tengo 17 años, voy a 1ero de bachiller (repetí), y siempre he creido qué he tenido dificultades para los estudios. Pero ha sido ahora cuando estaba leyendo un libro para clase, cuando he decidido investigar si había alguna causa por la que me costara tanto. Creeréis que es algo estupido y ovbio al leer lo que me ocurre, pero como siempre se me ha dicho que era porque era mala estudiante, no creí que fuera nada “serio”, más bien simple vageza.
    No tengo fluidez al leer me trabo y me confundo mucho, y sinceramente siempre me ha dado vergüenza leer en público. Tengo que admitir que nunca me ha gustado leer, por eso me dijeron que mi fluidez tenía relación con que no leía lo suficiente. Tras esto empeze a leer más, y en alto, para acostumbrarme, pero no mejoraba, muchas veces termino y no se lo que he leído y “adivino” las palabras, por eso también me equivoco mucho.
    En la cohesión me lío mucho y no se me dan bien los comentarios de texto.
    Aparte de esto en la gramática voy fatal en cada examen me suelen restar 2pts (lo maximo). Pero antes era peor a veces me confundía con palabras básicas y me dejaba letras o las intercambiaba. Y obviamente los acentos no se para donde van ni cuando. También se me dan mal los idiomas como el valenciano y el inglés (tampoco es que estudie otro) .

    Pero en resumen no se lo que hacer nunca me habían comentado nada, y siempre hemos dado por hecho que era por el colegio, que no me presionaba lo suficiente para que trabajara, o que era porque, directamente, no trabajaba lo suficiente.

Deja un comentario