Educación emocional y emocionante

En este libro Mar Romera  incide en la importancia de aunar un norte, un norte compartido entre todas y todos los profesionales de la educación, un norte único, más allá de ideologías, pedagogías o religión.
Ese norte son los niños y las niñas. Con su discurso sencillo y profundo nos recuerda que todo es mucho más fácil de lo que creíamos: debemos enseñar lo que uno es, porque el docente no enseña lo que sabe, enseña lo que es. Y debemos creer en el que aprende.

10,00

Categoría: